relatos porno
webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Los extremos del placer





Relato: Los extremos del placer

Era un día muy caluroso y por lo que parecía, la noche iba a
ser igual de calurosa, mis padres habían sido invitados a casa de unos amigos
para cenar, por lo que tuve que ir como ellos, ya que no querían que estuviese
solo en casa. Llegamos a la casa era grande y mis padres me presentaron y a su
vez ellos me presentaron a su hija, un linda chica de unos 18 años. Estuvimos
cenando tranquilamente, por alguna razón no podía dejar de mirar a tan bella
jovencita, quizás sentía una cierta


atracción que desconocía hacia ella. Nada mas cenar ella (su
nombre es Dalia y el mío Edu) le pidió permiso a sus padres para irse a su
habitación. No creía lo que me pasaba, la mirada de esa chica me tenia
hipnotizado, cuando ella subió, yo le pregunte que donde había un baño y me dijo
que en el piso de arriba, por lo que me acompañó hasta él, ya que su habitación
estaba en ese piso, mientras yo la veía subir por las escaleras mi cuerpo empezó
a acalorarse y le pregunté, que como era que


se iba tan pronto a la habitación y de dijo que estaba
cansada. Me abrió la puerta del baño y pase, no podía quitarme de la cabeza esa
mirada. Por lo que decidí sacarme la verga ahí mismo y jugar un poco con ella.
Unos minutos después, tocó la puerta preguntándome si me pasaba algo, justo
tenia que llamar en el momento, en el que estaba a punto de venirme, pensaba yo,
hice lo que pude para guardarla, pero estaba seguro de que si le abría la puerta
se iba a dar cuenta de mi situación, aun así tenia que abrir y así lo hice. Como
vio que no me pasaba nada se fue y me dijo que me relajara con una sonrisa
picarona.


Era evidente que se había dado cuenta de mi estado, así que
entre y terminé lo que había empezado. Cuando me dirigía hacia las escaleras vi
que salía luz de una habitación, no sabia que hacer así que decidir echar una
miradita, mi sorpresa fue grande cuando me encontré a ella dentro, entre en su
habitación lentamente sin que me viera, estaba recostada sobre la silla, por lo
que parecía estaba viendo unas fotos que tenia en el ordenador, supongo que le
producían un cierto calor, ya que tenia el franelón por encima de la cintura y
aparentemente estaba jugando con los pelitos de su concha, ante esa situación mi
verga se puso muy dura y sentía que iba a reventar el pantalón. No podía seguir
mirándola, por lo que salí de la oscuridad y me dirigí hacia su acelerado
cuerpo, ella se quedo asombrada ante mi presencia y cuando reacciono se coloco
rápidamente sus braguitas. Me dijo que se sentía muy avergonzada por haberla
visto en esa situación, aunque su cuerpo no pensaba lo mismo, por que veía como
sus pezones querían destrozaban su franelon, la levante de la silla y la lleve a
su cama diciéndole que no


se lo iba a decir a nadie, pero a cambio me tenia que dejar
darle un masaje en su espalda, ella no tenía elección así que se tumbó y se
subió el franelon, pero me pidió que no la mirara mientras se lo quitaba, así
que me di la vuelta hasta que se tumbó boca abajo en la cama, su cuerpo estaba
muy nervioso, así que le estuve diciendo que se relajase y que estuviese
tranquila que no iba hacer nada malo, ni me propasaría con ella, solo quería
darle lo que le había prometido. Yo me puse a su lado y le dije si prefería que
cerrásemos la puerta con la cerradura y me dijo que si, que no quería que sus
padres la pudieran ver en esa situación. Me levante y cerré la puerta, me quedé
unos segundos contemplando tal belleza, puse lentamente mis manos en su espalda,
su piel era suave y tersa. Yo movía mis manos del centro de a espalda hacia
arriba poco a poco para luego bajar, notaba como su cuerpo se relajaba, mis
dedos presionaban levemente en su espalda, llegué al cuello, que preciosidad,
pensé, me acerqué y pasé levemente mis labios, nada mas contactar con su piel,
noté como todo tu cuerpo se electriza y su respiración era algo mas acelerada.
No me creía lo que estaba sucediendo, se estaba excitando en cada uno de mis
movimientos, viendo lo que ocurría tome valor y di un paso mas, subí a su cuello
y le pase muy dulcemente la puntita de mi lengua por su cuello, en ese instante
salió un pequeño gemido de su boca, no aguantaba mas tenia que besar esos labios
carnosos que me volvían loco, le gire levemente la cabeza y empece a darle
besitos por su cuello, por su oreja, en su


pómulo, y finalmente llegué a sus lindos e inocentes labios,
que tanto deseaba, nuestros labios se fundieron en un apasionado beso, en donde
nuestras lenguas el papel principal, entrelazándose, recorriendo cada centímetro
de nuestras húmedas cuevas, mientras mis manos recorrían su cuerpo. Las bocas se
separaron unos segundos y ella le agarró suavemente del cuello acercando de
nuevo sus labios a los de él, degustando el sabor de quien le estaba excitando.
Al cabo de unos minutos de fusión descontrolada, él volvió hacia su espalda fue
bajando lentamente deteniéndose en su cuello, sus omoplatos, el medio de la


espalda hasta llegar a su parte mas baja, pero no se detuvo
siguió bajando besando ese bello culito que tanto le había gustado cuando se
levantó a cerrar la puerta, beso a beso fue cruzando ese maravilloso monte,
continuo por sus piernas hasta llegara sus tobillos, la vuelta se veía
deliciosa, pero esta vez ascendió por la cara interna de sus piernas, según
dejaba atrás los tobillos y las rodillas notaba como sus piernas estaban cada
vez mas y mas cálidas, justo antes de ponerse en


contacto con su sexo, salió de entre sus piernas para darle
un inocente beso en sus labios, mientras las giraba para estar ambos cara a
cara, Edu no podía quitar la mirada de sus ojos, que le pedían permiso para
continuar recorriendo su cuerpo, sus pómulos se enrojecían dulcemente en señal
de aceptación, por lo que continuo con tan bella anatomía, Edu le obsequio con
un sincero y tierno beso en sus labios. Continuo descendiendo por su cuerpo, se
detuvo unos minutos en su cuello, prosiguió con su viaje hacia sus pechos podía
oír como su corazón latía con mayor velocidad, según se iba acercando mis labios
no querían despegarse de ella, empezó a besarla dando círculos cada vez más
pequeños alrededor de su pezón, viendo como este modificaba su tamaño en cada
milímetro recorrido, cuando estaba a punto de llegar a la cima, paro en seco y
coloco su boca encima del


pezón a una pequeña distancia, lentamente se acercaba mas y
mas hasta rozar muy levemente tan bello pezón, en ese instante su cuerpo dio un
golpe como si una descarga eléctrica le recorriera su cuerpo, su respiración se
acelero aun mas, en ese momento Edu abrió los labios para que entrase el pezón
dentro de su húmeda boca, mientras sus labios chupaban y succionaban la lengua
jugaba con su cima, notando como este aumenta cada vez que pasaba su lengua por
él. Se separo y empezó a jugar su lengua con el pezón mientras ella no para de
gozar cada una de sus pasadas con la lengua, y viendo que el otro pezón no había
recibido


ningún masaje, fue lentamente con sus labios desde un monte
al otro, que recibió el mismo "castigo" que con su otro pecho además de algún
que otro mordisquito en la puntita, después de estar jugando con él,
alternándolo con intensas succiones, que hacían enrojecer sus pechos y que a su
vez le producía un enorme placer, MMMMMMMMMMMMMM. Antes de seguir bajando le dio
un beso en los labios y otro en cada pezón. Se colocó entre sus pechos y fue
descendiendo hacia su tripita rozando su lengua por su suave piel, se paró en su
ombliguito con el que estuvo jugando durante unos minutos con la lengua y
dándole un recital de


besos y caricias. Edu tenia serios problemas para aguantar su
excitación, continuo su camino hacia ese deseado monte que tanto quería devorar.
Ufff(yo también). Sus labios empezaron a tocar tu panti blanco se veía muy bien,
beso a beso iba cruzando el monte, notando esos pelitos escondidos bajo su panti
y sus labios mayores, la humedad era evidente en su sexo y desprendía un olor
maravilloso. Nada mas terminas de cruzar su sexo, sacó la lengua al máximo y la
pasó por todo su sexo


de una pasada en hacia arriba, saboreando ese jugo que mojaba
su panti.


Volvió a subir a su ombligo, cogió su panti de los lados y
empezó a bajárselo lentamente, yo no podía aguantar mas por lo que me desnude y
me puse encima de ti, pero apenas te tocaba, notaba todo tu calor corporal, puse
mi lengua pegadita al inicio de tu panti y de este modo disfrutar de cada
milímetro tu sexo según iba apareciendo, no podía disimular mi excitación, ya
que mi verga estaba en mi máxima expresión, era muy placentero ver tu cara
enrojecida de excitación mientras saboreaba el cuerpo que poco a poco iba
dejando paso su panti, mi lengua estaba en contacto directo con tus pelitos y se
puso a jugar con ellos mirándote directamente a la cara, su panti seguía
descendiendo y mi lengua la seguía de cerca pasando por tus labios hinchados,
rojos, calientes muy humedecidos, que provocaron que de mi verga saliera mi
liquido pre-seminal. Para quitarle bien el panti le levante de la cadera y se lo
quite, me gustaba mucho como tenia su sexo levantado por lo que le coloque un
cojín debajo de su culito. La visión era maravillosa todo ese sexo a mi merced,
me lancé a por él, quería devorarlo recorrer cada rincón de su concha, y mi
lengua empezó a jugar con sus labios mayores su cuerpo se convulsionaba con cada
lengüetazo, y de repente sus manos agarraron mi cabeza apretándolo contra su
concha, gritándome que no parase y así lo hice, besaba tus labios mayores y
menores, los lamía, los succionaba con deseo saboreando todos tus jugos que se
esparcían por mi cara y me dirigí a tu clítoris para darle un verdadero castigo
abrí y separe bien los labios con dos dedos y mi lengua jugueteo en un principio
suavecito, luego apretó un poco mas fuerte y por ultimo le dio unos
mordisquitios que llenaron su cuerpo de descargas eléctricas a su vez mi cabeza
se movía al mismo ritmo que sus caderas, ya que me seguía presionando con las
manos hacia su concha, como su cuerpo estaba inundado de placer, con dos de mis
dedos se lo pasé por sus labios impregnándolo de su sabor y se lo hice chupar,
mientras ella con su mano libre se frotaba sus pezones, con esos dedos
chupaditos los puse entre sus labios carnosos dirigiéndome a la entrada de su
vagina lo puse enfrente y empece a introducírselo entraba fácilmente por la
excitación que tenia su cuerpo mientras seguía jugando con su clítoris movía mi
dedo dentro de su concha dando círculos, moviéndolo solo a la izquierda o la
derecha o hacia los lados, en un instante llego un chorro de jugos contra mi
cara mi entras de que de su boca salían estas palabras ME VENGOOOOOOOOOOOOO que
manjar eran sus jugos que delicia.


Sin darme tiempo a reaccionar se coloco encima de mí,
quedando yo tumbado, no podía creer lo que me estaba sucediendo, esa inocente
jovencita se estaba acercando lentamente hacia mí, con movimientos sensuales,
esto estaba produciendo en mi una acelerada excitación y mientras ella me tocaba
dulcemente los huevos y mi erecta verga, yo volvía castigar su concha con mis
dedos. Me estaba poniendo calentisimo en cada movimiento, ver como su suave mano
cubría y descubría mi glande me estaba haciendo tocar el cielo, MMMMMMMMMMMMMMM
. Coloco su boca encima de la punta de mi glande y le dio un tierno beso, en ese
instante mi cuerpo recibió una descarga de placer bestial, que hizo que mi
cuerpo temblase, continuo dando besos alrededor de mi verga y en un momento saco
la lengua y empezó a lamer de arriba a hacia abajo y viceversa, de mi boca
salían gemidos producidos por sus perversas caricias igual que de su boca salían
fuertes suspiros por el castigo que estaba recibiendo en el clítoris, nuestros
cuerpos gozaban a la vez, si pensar en lo que nos rodeaba. Me miro a los ojos y
empezó a meterse mi verga en su boca, notaba la humedad de su boca recubierta de
esa saliva que antes había desgustado tan placenteramente, subía y bajaba
rítmicamente, me tenia totalmente a su merced por el grandísimo placer que me
generaba. MMMMMMMMMM. Mi cuerpo empezaba a temblar, y eso significaba que estaba
cerca de venirme.


Le dije lo que me ocurría y ella en vez de apartarse, aumento
el ritmo, yo me quería morir de placer, ya que estaba cerca de venirme, la
acerque y puse su concha en mi cara, quería lamerle ese maravilloso clítoris y
meterle mi dedo por su concha para en el momento de venirme transmitirle todo el
placer que me estaba causando. Si aumentaba el ritmo en mi verga yo lo aumentaba
en su concha, ay no podía aguantar mas, se sintió explotar y su verga empezó a
expulsar varios chorros espesos de semen, dos de ellos entraron directamente a
su boca, el resto se esparció por su cara, sus pechos y por mi torso en cada uno
de esos chorros mi cuerpo sé compulsionó por lo que mi cara y mis dedos entraban
de golpe en su concha.


Produciendo en ella un brutal orgasmo que lleno mi rostro de
tan sabroso jugo y para que no perdiese nada de tal manjar pase mi lengua por
toda su concha recogiendo todos sus jugos pasando de los pelitos de su monte
hasta el final de su concha, una vez ahí me fije en ese lindo culito que le
brillaba pro los jugos que lo quedaron del primer orgasmo, así que le separe
lentamente su nalgas y pase mi lengua por todo su ano, mientras ella devoraba
los restos de semen que había en mis huevos en mi torso y en mi verga dejándome
totalmente limpio. La volví a tumbar y mi lengua recogió los restos de semen de
sus pechos y lo puso en la punta de cada pezón. Los dos se miraron a los ojos y
sin decir palabra se dieron un apasionado beso, donde se juntaron todos los
jugos segregados de ambos cuerpos.


Después de unos minutos de fusión de labios el se despidió de
ella dándole un beso en su concha, en su ombligo, en cada pezón, en su cuelo y
por ultimo en esos labios que tanto placer le habían dado y ella beso levemente
su verga y varios puntos de su torso y en los labios. Ese ultimo beso tan
sensible y sencillo dijo mas cosas que las que habían ocurrido hacia unos
minutos. Ambos se fueron al baño para ducharse juntos, volvieron a aparecer las
mismas caricias que tanto placer le habían producido en su habitación. Ambos
bajaron por las escaleras hacia el salón donde se encontraban sus padres, que
les preguntaron dónde habían estado y les contestaron que hablando en su
habitación de poesía, ambos cruzaron una mirada juguetona. Ambos se quedaron con
un recuerdo de cada uno, su ropa interior impregnada de sus jugos.


Para dar alguna sugerencia o criticas, o cualquier critica o
experiencia similar escribanme a
.


Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 0
Media de votos: 0


Si te gusta la web pulsa +1 y me gusta






Relato: Los extremos del placer
Leida: 244veces
Tiempo de lectura: 9minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados












relatos eroticos












Webcams Porno Exclusivas


Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com


fotos mujeres mamandoporno comer coñosme follo a mi tia relatosrelatos sexo triosmi papi me follaporn arabixxx ancianaadan y eva pornniñera lesbianarelato enfemeninorelatos videos xxx rompeme la vientreviejo folla nietaporno smsRelatos heroticos pastandochapero araberelatos eroticos todorelatosmi amigo me viololesbiana seduciendofollando durmiendorelatos porno mi piercing mi marca esclavaporno lesvianas gordasinfieles amateurporno mas durorelatos prohibidos xgordas madresrelatos eroticos straponabuela follando con su nietarelatos esposas infielespuritnas.comhermana follando a su hermanomaduras pprnonieta follando con el abuelorelatos eroticos, nalguitas al vilorelatos jovenes gayporno gratis masturbacionesvideo zoolofiliamasturbacion femenina en la duchasexo con maduritoslesbovampiras relato finalpeliculas porno de medicosporno casero venezuelaorgias de swingerporno turquiaporno de mujeres madurasvideos pornos gays madurosver porno salvajeporno muy peludorelatos porno extremohijo no me toques relato eroticoviejo follando a su nietasexo anal madurapornoincesto gratismasturba a su hijoporno padres e hijasincesto tias y sobrinostrio amaterrelatos eroticos las nalgas de mi madre y su tanga azulamigas madurasrelato erotico madre e hijoporno gratis arabirelatos porno con la nilasexo gratis viudasdespedidas de solteras porno gratisrelatos eroticos tio y sobrinaporno sin penetracionjuegos de mesa pornotias bragassexo con enanosfotos mujeres mamandorelatos experiencias sexualesrelatos eroticos gay primera vezpprnp gratisrelatos guarros gaytios exhibicionistastias follandose a tiosprofesoras calientesbragas empapadasvideos amor filialsexo con gordas viejasporno dragón ball zvoyager pornorelatos sexualearelatos de mi sobrina interesadafolladas chinasfolladas en despedida de solterarelatos hot en la cama con mi tiorelato bondage